La psicologia del color

La psicologia del color

Ver más

Hay pocas cosas en el diseño que sean más subjetivas -o más importantes- que el uso del color. Un color que puede evocar una reacción en una persona puede evocar la reacción contraria en otra, debido a la cultura, la asociación previa o incluso la simple preferencia personal. Reciba actualizaciones por correo electrónico sobre los próximos artículos.
La teoría del color es una ciencia y un arte en sí misma, sobre la que algunos construyen carreras enteras, como consultores de color o, a veces, de marca. Conocer los efectos del color en la mayoría de las personas es una experiencia increíblemente valiosa que los diseñadores pueden dominar y ofrecer a sus clientes.
Sin embargo, hay mucho que hacer. Algo tan sencillo como cambiar el tono o la saturación exacta de un color puede evocar una sensación completamente diferente. Las diferencias culturales pueden agravar estos efectos, ya que un tono alegre y edificante en un país puede resultar deprimente en otro.

Psicología de los colores en los negocios

Escanee activamente las características del dispositivo para su identificación. Utilizar datos de geolocalización precisos. Almacenar y/o acceder a la información de un dispositivo. Seleccionar contenidos personalizados. Crear un perfil de contenido personalizado. Medir el rendimiento de los anuncios. Seleccionar anuncios básicos. Crear un perfil de anuncios personalizados. Seleccionar anuncios personalizados. Aplicar la investigación de mercado para generar información sobre la audiencia. Medir el rendimiento de los contenidos. Desarrollar y mejorar los productos.
En la psicología del color, el rojo provoca las emociones más fuertes de cualquier color. Mientras que los colores fríos, como el verde y el azul, se consideran generalmente pacíficos y calmados, el rojo se considera el más cálido y contradictorio de los colores. De hecho, este ardiente tono tiene más asociaciones emocionales opuestas que cualquier otro color: el rojo está vinculado a la pasión y el amor, así como al poder y la ira.
Gracias a su larga longitud de onda, el rojo es uno de los colores más visibles del espectro cromático (sólo superado por el amarillo). Su capacidad para captar la atención de la gente al instante es la razón por la que se utiliza a menudo para advertir a la gente de un peligro inminente. Piensa en las señales de stop, las sirenas, los coches de bomberos y los semáforos rojos.

Tabla de psicología del color

La «rosa de los temperamentos» (Temperamenten-Rose) recopilada por Goethe y Schiller en 1798/9. El diagrama relaciona doce colores con las ocupaciones humanas o sus rasgos de carácter, agrupados en los cuatro temperamentos: * colérico (rojo/naranja/amarillo): tiranos, héroes, aventureros * sanguíneo (amarillo/verde/cian) hedonistas, amantes, poetas * flemático (cian/azul/violeta): oradores, historiadores * melancólico (violeta/magenta/rojo): filósofos, pedantes, gobernantes
La psicología del color es el estudio de las tonalidades como determinantes del comportamiento humano. El color influye en percepciones que no son obvias, como el sabor de la comida. Los colores tienen cualidades que pueden provocar determinadas emociones en las personas[1]. Los colores también pueden aumentar la eficacia de los placebos[2]. Por ejemplo, las píldoras rojas o naranjas suelen utilizarse como estimulantes[2]. La forma en que el color influye en los individuos puede variar en función de la edad, el género y la cultura. Por ejemplo, los hombres heterosexuales tienden a afirmar que los trajes rojos aumentan el atractivo femenino, mientras que las mujeres heterosexuales niegan que el color de los trajes influya en el de los hombres[3]. Aunque las asociaciones de color pueden variar contextualmente entre las culturas, la preferencia de color es relativamente uniforme entre los géneros y las razas[4].

Color amarillo psicológico

Escanee activamente las características del dispositivo para su identificación. Utilizar datos de geolocalización precisos. Almacenar y/o acceder a la información de un dispositivo. Seleccionar contenidos personalizados. Crear un perfil de contenido personalizado. Medir el rendimiento de los anuncios. Seleccionar anuncios básicos. Crear un perfil de anuncios personalizados. Seleccionar anuncios personalizados. Aplicar la investigación de mercado para generar información sobre la audiencia. Medir el rendimiento de los contenidos. Desarrollar y mejorar los productos.
¿Se siente ansioso en una habitación amarilla? ¿El color azul le hace sentir tranquilo y relajado? Los artistas y los diseñadores de interiores llevan mucho tiempo creyendo que el color puede afectar de forma espectacular a los estados de ánimo, los sentimientos y las emociones. «Los colores, al igual que los rasgos, siguen los cambios de las emociones», comentó una vez el artista Pablo Picasso.
El color es una poderosa herramienta de comunicación y puede utilizarse para señalar acciones, influir en el estado de ánimo e incluso en las reacciones fisiológicas. Ciertos colores se han asociado con el aumento de la presión arterial, el aumento del metabolismo y la fatiga visual. Entonces, ¿cómo funciona exactamente el color? ¿Cómo se cree que el color influye en el estado de ánimo y el comportamiento?

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad